The Living Food, hacen quesos y cosas

The Living Food, hacen quesos y cosas

Holi. Hace tiempo que quería escribir sobre esta tienda, se llama The Living Food y está en Barcelona, yo vivía cerca y a veces iba a comprar cosas, tanto cuando tenía resaca como cuando no. Los días que más suerte tenía bajaban de precio mi tofu ahumado favorito cuando iba a caducar pronto, esos días hacen los que te sientes afortunado por ahorrarte 30 céntimos y tu vida tiene más sentido.

 

No voy a hablar de tofus, que para eso están las recetas como esta. Quería hablar de los quesos que hacen pero como no los había probado solamente podía hablar del packaging, que es muy guay y creo que los representa bastante bien. I love design y encima queda estupendo con la estética y paleta de colores de mi blog. Tra trá. Dejando el diseño a un lado, si no te comes algo nunca vas a saber si te gusta o no, hay que probar todo en esta vida menos el plátano. Ahora he probado dos y puedo hablar de ellos.

 

Estos quesos están hechos a mano, con agua hexagonal de Ibiza, fermentos, frutos secos y algunos llevan ingredientes que no sé ni qué son, como las semillas de Achiote. Me gusta comer cosas que no conozco, así me renuevo y me culturismo gastronómicamente. Además de estar hechos a mano siguen procesos de fermentación que puedes intentar en tu casa pero ni por asomo te saldrán igual, para hacer un queso en casa hay que tener paciencia y esperar, cosa que en mi caso nunca ha durado más de una semana curándose y eso que lo escondo en un sitio donde no lo vea para no tener tentaciones.

 

Uno de los dos quesos que he probado es el semi curado con semillas de Achiote, este se extinguió tras tres días abierto en la nevera y me gustó bastante, no me lo comí yo solo, había más gente y ellas colaboraron. No sabe exactamente a queso curado ni tiene la consistencia de un queso, puede recordar más a un paté con un sabor curioso que está bastante rico. Lo repetiría y me lo volvería a comer con la misma gente mientras nos saludamos a través del grupo secreto de Whatsapp de ¨hola. Si no sabes en qué consiste este grupo, búscalo en Google.

 

El otro que probé es el semi curado de anacardos Klamath. Esta vez he buscado en Google lo que significa Klamath y es un alga, el alga que hace que tenga rayitas azules y quede precioso al cortarlo, ya me habían avisado que era muy bonito y la verdad es que no me decepcionó, da gusto verlo. Si quieres ver la foto mira mi cuenta de Instagram. En cuanto a sabor para mi gusto este era demasiado fuerte, no exactamente a queso fuerte, más bien me sabía demasiado salado, no sé. Si tuviera que elegir entre este y el de Achiote, que todavía no sé lo que es, me quedo con el otro de cabeza.

 

Me traje otro queso a modo de encargo, el queso fresco. Todavía no he realizado su entrega al propietario, espero que me lo deje probar y pueda opinar de que. Además de sus quesos venden más cosas en la tienda, marcas curiosas, cosas crudiveganas que no había visto nunca, embutidos veganos, legumbres, cereales, semillas, cosmética y parafernalias interesantes.

 

Seguramente te estés preguntado cómo puedes conseguirlos, pues la única y exclusiva manera de comprarlos es mover tu body hasta la tienda, no venden online ni en otros lugares, la producción es pequeña y no les da la vida para hacer más, lo hacen con cariño y eso mola. Si vas a Barcelona puedes comprarte un queso y hacerte mi ruta por los mejores restaurantes mientras piensas en mí.

 

También fabrican su propio kimchi pero no lo he probado. 

 

Muak.

 

¿Te ha molado?


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *